En Argentina 1 de cada 100 personas es celíaca.


En Argentina 1 de cada 100 personas es celíaca.

Estudios en nuestro país indican que medio millón de argentinos, entre niños y adultos, son celíacos. Y nueve de cada diez de ellos aún desconoce su condición.

La celiaquía se define como “una intolerancia intestinal permanente al trigo, avena, cebada y centeno de la dieta, específicamente a la gliadina, y a otras proteínas relacionadas que producen lesión de la mucosa en personas genéticamente susceptibles”, explicó la Lic. Norma Guezikaraian, Vicedirectora de la Licenciatura en Nutrición de la Facultad de Medicina de la Fundación Barceló. 

Por su parte, la Lic. Patricia Peppo, Coordinadora Adjunta de la Carrera de Nutrición de la Sede Santo Tomé, afirma que se desconoce la causa exacta de la enfermedad y explica que “el revestimiento del intestino está cubierto por vellosidades que ayudan a absorber los nutrientes. Cuando las personas con celiaquía consumen alimentos o usan productos que contienen gluten, su sistema inmunitario reacciona causando daño a estas vellosidades”.

Las personas más propensas a padecer la enfermedad, son aquellas que tienen familiares de primer grado de un caso confirmado con biopsia duodenal y que presentan una prevalencia media en torno al 12%. 

Los de segundo grado también tienen mayor grado de afectación que la población general. Personas con síndrome de Down, síndrome de Williams, síndrome de Turner y aquellas que padecen diabetes, artritis reumatoidea y tiroides también tienen más tendencia a la enfermedad. 

Según las especialistas, la celiaquía presenta uno o más síntomas, que pueden variar significativamente de una persona a otra: diarrea por mala absorción, astenia o fatiga, pérdida de peso, dolor y distensión abdominal, entre otros. Sin embargo, algunos celiacos no presentan ningún síntoma por eso sugieren realizar chequeos regulares para detectar la enfermedad cuando los síntomas sean silenciosos. Si se realiza una dieta libre de glutende por vida, los síntomas desaparecerán y las vellosidades en el revestimiento del intestinos sanarán. 

Dado que la causa exacta se desconoce, no hay forma conocida de evitar padecer celiaquía. Sin embargo, estar consciente de los factores de riesgo (como tener un familiar con este trastorno) puede aumentar las probabilidades de tener un diagnóstico precoz y un mejor tratamiento, al igual que una vida larga y saludable. 

El tratamiento es básicamente nutricional. No consumir alimentos, bebidas ni medicamentos que contengan trigo, avena, cebada y centeno. Asimismo, es importante que las personas celíacas lean las etiquetas de los alimentos e identificar el logo que figura en alimentos que están libre de TACC y verificar las fuentes ocultas de estos granos en los medicamentos. La Lic. Peppo reafirma que “la dieta libre de gluten NO se debe iniciar antes de que le hagan el diagnóstico, ya que al hacerlo se afectarán las pruebas para detectar esta enfermedad”. 

¿Cómo hacemos para comer fuera de casa? 

La Lic. En Nutrición Rosa María Olivera, Docente de la Facultad de Medicina de la Fundación Barceló sede La Rioja, aconseja: 

Advertir sobre la enfermedad en el lugar donde se coma. 

En Restaurantes: se recomienda elegir platos elaborados de acuerdo a una dieta libre de gluten para celiacos, pero en el caso de que no cuenten con ellos, podrán optarse por algún menú con alimentos naturalmente libres de gluten. 

En la Escuela: advertir a la Dirección, los maestros y quienes estén a cargo de la cocina de la presencia de un alumno celiaco y de cuáles son los cuidados que deben tenerse en la elaboración de las comidas. Es recomendable adaptar, en la medida de lo posible la comida de dieta del celiaco a los que reciben el resto de los alumnos y no separar al niño celiaco en el comedor común. 

En eventos sociales: es conveniente hablar por anticipado con quienes están en la organización para informarles que asistirá una persona celiaca, que alimentos no puede consumir e incluso proponer algunas alternativas sin gluten para el menú. 

En viajes: si está organizando un viaje tanto dentro del país como en el exterior, es conveniente contactarse previamente con las asociaciones para celiacos del lugar para solicitar información sobre, restaurantes, puntos de ventas de alimentos sin gluten, listado de alimentos aptos del país.